17 junio 2013

Contragráfismo

Cuando buscamos el equilibrio entre el espacio ocupado por los objetos y el espacio libre estamos apelando al juego con el vacío, entonces estamos asignándole un valor visual al vacío y lo consideramos como objeto equilibrante. Esta presencia determinante de sensaciones visuales que provoca el vacío es lo que denominamos contragrafismo.

En las páginas de un libro, revista, periódico o cualquier otra publicación, nos encontramos dos elementos fundamentales, que van intervienen en la comunicación y dan forma visual a dichas páginas:
los grafismos y contragrafismos.

- Grafismo es todo lo que deja huella impresa, es decir, elementos de la página que están impresos.

- Los contragrafismos incluyen todas las partes blancas de la página, es decir, partes que no están impresas.

Las áreas «blancas» que aparecen en las páginas no son sobrantes, no están vacías, están llenas de aire y ayudan a ventilar las páginas. Evidenciamos que el vacío también hay que diagramarlo.
En esta parte habría que valorar la elaboración de una cuidadosa retícula basada en la proporcionalidad de todos los elementos. Convenimos, definitivamente, que cada paso se alimenta de lo anterior y si lo previo está bien resuelto lo que sigue no sólo armonizará perfectamente sino que el trabajo se hará fácil porque todo va coincidiendo ya que hay un sistema, un orden, hay una base sólida para la creatividad.

No hay comentarios: